¿ E-commerce o comercio tradicional? | Marketalia Marketing Online

El comportamiento de los usuarios, desde hace unos años, está experimentando un gran cambio que tiende a consolidarse gracias a Internet. Una tendencia que ha comenzado casi como un hobby al utilizar herramientas de ayuda y accesibilidad propiciadas por este medio, creando un comportamiento online de los usuarios incluyendo aspectos profesionales. De ahí, el auge de proyectos empresariales en Internet.

El medio del que estamos hablando posee una serie de características únicas e indiscutiblemente positivas tanto para la participación de los usuarios, y para otros sectores profesionales que ya tienen presencia en Internet. Parece que si no apareces en Internet no existes. De tal modo, que las empresas no tiene otra alternativa más que sumarse a esta nueva tendencia. Habrá que sumarle que se está imponiendo el uso de redes sociales, el trato con bloguers y más importante, aportar información de interés al cliente potencial que sea un valor añadido y genere engagement.

Es innegable que las empresas de comercio electrónico adquieren grandes ventajas frente a las tradicionales. Ya no es necesario tener una un espacio físico pues se trabaja en Internet. En caso de necesitar, de manera inusual, un espacio concreto se puede establecer en un coworking, que tan de moda están. La empresa también puede obtener un mayor alcance pues todo el mundo está online y es que, se rompe la gran barrera espacio-tiempo. Y como última gran ventaja, este medio proporciona un gran ahorro tanto en el espacio físico, los gastos que esto conlleva y ahorro en los empleados. ¿Necesitas vender en otros países? ¿Por qué no?.

Dando un paso más, los usuarios prefieren la compra en Internet a pesar de que no pueden ni ver, ni tocar, ni probar el producto. Internet le proporciona un añadido al usuario. ¿Por qué?. En primer lugar, el usuario ya confía en las E-commerce y tienen la ventaja de que pueden comparar información con otros usuarios en Internet a través de blogs, foros de opinión e incluso en la propia web. No nos olvidemos de que el usuarios previa compra compara información que ha recabado de diversos sitios sin escuchar a la marca ( no le genera ninguna confianza), luego compra. Es decir, el usuario es quien decide. Si bien antes se dejaba llevar y compraba porque el anuncio había calado o por impulso ahora siempre compara.Por último, los consumidores encuentran ofertas de todo tipo obteniendo el mismo producto más barato. Estas tres cualidades son decisorias en el proceso de compra.

Según la encuesta realizada por el ONTSI (Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información) en 2012, el mercado B2C (Business to Costumer) experimentó un crecimiento del 19,8% en 2011 respecto al año anterior, llegando a generar 10.917 millones de euros por el incremento de más de un 20% de usuarios compradores en el mercado online. Esto demuestra la tendencia hacia el comercio electrónico.

Hoy en día, encontrar el producto deseado, con la posibilidad de obtenerlo con una rebaja significativa, hace que los consumidores, cada vez más, arriesguen sus compras al realizarlas online para ahorrar dinero en aquellos productos que normalmente necesitaban tocar, ver y probar para asegurarse de que se está adquiriendo realmente aquello que se necesitaba y tomar la decisión final, Comenta Jesús Lamberto, consejero delegado de Yaysi, una tienda online.

Sin duda Internet es una gran oportunidad. Si quieres emprender ¿Por qué no empezar por esta vía?. Es más sencillo encontrar el target, además te puedes dirigir a nichos de mercado, encontrar usuarios y adquirir buena reputación online a través de las redes sociales.