Google penalizará las webs “no responsive” | Marketalia

Desde hace tiempo se habla de la importancia de contar con una web responsive, principalmente porque es un aspecto fundamental para mejorar la experiencia del usuario en la navegación.

Los sitios web deben estar adaptados para poder leerse correctamente en los diferentes dispositivos, como Smartphones y tabletas, ya que el uso de éstos está cada vez más extendido. De hecho, según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística, el 77,1% de los internautas que accedió a Internet en 2014, lo hizo a través del teléfono móvil.
Web responsive - posicionamiento en buscadores

Hasta ahora, esta adaptación era, sobre todo, un problema de sentido común: si ofrecíamos al usuario un contenido adaptado correctamente a cualquier dispositivo, teníamos más posibilidades de que aumentase el tiempo de navegación en nuestra web, se interesase por nuestros productos y servicios, etc.

Sin embargo, contar con una web responsive será, a partir del 21 de abril, un paso casi obligatorio para las empresas con presencia en Internet.

Google ha anunciado que dará prioridad a los sitios web que estén adaptados a dispositivos móviles

¿Cómo? Calificándolos con la etiqueta “mobile friendly” y mejorando así su posicionamiento en el buscador.

Para comprobar si una página web está correctamente adaptada, Google ha creado una herramienta, que en cuestión de segundos te indica cómo Googlebot ve tu página web en un smartphone.